|

Niños descalzos: 10 beneficios de andar a pata pelá, ahora no querrás que use zapatos

alapa
Compártelo en:

Todos los que somos mamás o papás sabemos como los niños luchan contra el uso de zapatos, pero al contrario de nuestro afán maniático porque los usen, los estudios científicos los apoyan a ellos.

Se han realizado distintas investigaciones alrededor del mundo sobre el uso de zapatos en los niños, y la mayoría de éstos darían cuenta que no usarlos tiene mayores beneficios que usarlos. Si no te imaginas por qué, aquí te lo contamos.

Pie pelado, niño/a feliz

Divertido pero cierto, una de las investigaciones que respaldan el instinto de los niños por querer andar descalzos es “Podología preventiva: niños descalzos igual a niños más inteligentes”, generada por por Isabel Gentil García, Profesora de la Escuela Universitaria de Enfermería, Fisioterapia y Podología de la Universidad Complutense de Madrid. En este estudio se da cuenta de los innumerables beneficios que ésta simple costumbre, que nos empeñamos en acabar, en realidad es muy positiva para el desarrollo de nuestros pequeños.

A continuación compartimos contigo 10 beneficios de que los niños anden a pata pelá:

  1. Los niños pueden mover sus pies con mayor libertad, descubrir su cuerpo y desde este punto encontrar su espacio en el entorno.
  2. Estar descalzos les permite explorar el medio sensitivamente aunando información desde su cuerpo, lo que es profundamente beneficioso para su intelecto.
  3. Es fabuloso para los niños que recién empiezan a caminar pues les brinda la mejor estabilidad posible.
  4. El niños descalzo se siente más libre y feliz.
  5. No se deforma el pie del niño en crecimiento.
  6. Previene el tan habitual pie plano.
  7. Se evita la formación de hongos y otros males asociados a la sudoración excesiva.
  8. El niño tiene mayor posibilidad de movimiento y adecuación con su entorno.
  9. Experimenta más sensaciones que debe ir procesando y esto es una ejercicio muy bueno para el desarrollo de la inteligencia.
  10. Los niños que andan descalzos suelen ser más seguros de sí mismos.

Como puedes ver son asombros los beneficios de que los niños anden sin zapatos, así es que de hoy en adelante antes de pedirle que se los ponga tu misma sacáselos, aprovecha que pueda andar a patita pelada dentro de la casa.

Ilustración portada: Pancha Silva, de Alapa

Texto: Gabriela Paz Morales

 

Nuestros libros

Últimos Videos