Quiero ser tía: Algunas mujeres eligen no ser madres, columna de Gabriela Paz

09/05/2017
57 Compartido

En estas fechas el género femenino es bombardeado con mensajes acerca de lo genial que es ser madre. De hecho, en varios medios de comunicación masiva se difunden campañas publicitarias que definen este rol como la mayor felicidad que puede tener una mujer. Entonces, qué sucede con las mujeres que no quieren ser madres ¿Escogen no ser felices? 

Yo no quería ser mamá… cuando era niña y pensaba en el futuro siempre me imaginaba sola viajando, descubriendo nuevos lugares y personas, buscando historias que me sorprendieran. Esa era mi idea de felicidad.

La mamá perfecta

Yo soy la mayor de cuatro hermanos, cuando era niña mi mamá era súper joven y siempre la veía corriendo de aquí para allá con los niños colgando, me acuerdo pensar entonces “Ni ca’ quiero ser mamá” con sinceridad, lo encontraba laterísimo. Mi mamá no podía salir a ninguna parte tranquila. No había tiempo. Tampoco se compraba cosas para ella, siempre primero nosotros. Mamá presente 100%, nos inventaba juegos, dinámicas, manualidades, recibía a todos los amigos que se nos ocurriera invitar, era la que nos defendía de los retos, nos acurrucaba cuando estábamos enfermos y nos ayudaba con todos los sueños. Una mamá máxima, la mamá que todos encontraban genial. Yo la miraba y no entendía cómo hacernos felices a nosotros, sus hijos, era su máxima felicidad.

Mi mamá es esa, la de los comerciales, la que siempre soñó con ser mamá, porque siempre ha sostenido eso. La que a pesar de estudiar en la universidad lo dejo todo por sus hijos, porque ese era su ideal de felicidad.

Crecer con una mamá tan mamá me hizo crecer con la idea de que si uno quería ser mamá pero también quería hacer otras cosas, mejor elegir hacer solo otras cosas. Porque hijos, más otras labores, era incompatible. Pensaba que ser mamá es rudo, arduo y sacrificado, feliz sólo para algunas mujeres celestiales bendecidas con el don divino de la maternidad y la entrega.

Como yo no sentía esa “Luz maternal” en mi, decidí tipo 7 años que no sería mamá. Así mis sueños siempre iban por otro camino. Tanto así que hasta los 20 años, cuando me preguntaban sobre pareja, matrimonio o hijos mi reacción era el enojo, ¿Porque era tan importante?…

Otros roles

En mi caso particular, la idea de no querer ser mamá no tenía nada que ver con ideas feministas, como muchos suponen y si fuera así nada de malo tendría, pero yo no quería ser mamá sencillamente porque quería tiempo para ser yo, descubrir quién era, tener tiempo para mi,  para explorar al máximo mis capacidades sin ninguna otra responsabilidad que yo misma.

Ojo, eso no significa no amar a nadie, para nada, significaba ser honesta.De hecho, me imaginaba como una tía genial. Quería trabajar ayudando en hogares de niños, porque siempre tuve la certeza que para arreglar el mundo hay que partir por la infancia, etc, pero no quería ser mamá

Cuando decía esto en publico, me decían, principalmente mi familia,  que era una amargada, que eso era egoísmo e inmadurez, que terminaría sola y triste. Que ningún hombre me iba a querer. Entonces entendí que para poder seguir mi rumbo también debía olvidarme de tener pareja. Así, tener un compañero en mi vida tampoco fue plan, nunca me proyecté con nadie. Me arranqué así de todo tipo de relaciones.

El hecho de que fuera tan desaprobado no querer casarme, ni tener hijos hacia, sin duda hacía más interesante mi elección y la acuñé fuerte dentro, con convicción plena y amor. Para mi esa idea era aceptar que quería quererme a mi,  no necesitar a otro para ser plenamente feliz.  Pensaba me voy a comer el mundo, al infinito y más allá…

Para mi ser una mujer feliz tenía que ver con vivir la propia vida como a uno se le plazca y ya está.

Ser mamá y otros roles

Como dije anteriormente, tener hijos o casarme hasta los 20 años no fue un plan, a los 21 conocí a un hombre que cambió todas esas ideas porqué la vida se da, no se planea tanto como yo pensaba. Y de hecho, me casé, a los 24, antes que todas mis amigas que se lo habían imaginado. No escupas al cielo dicen, bueno me casé feliz y porque así lo quise, ese mismo año mi marido me pidió que tuviéramos un hijo, mi respuesta seguía siendo no. No quiero ser mamá, pero en ese entonces se sumo el todavía. No quiero ser mamá todavía. Dos años después decidimos juntos ser papás y no pude,  un año entero sin cuidarme y no quedaba embarazada.  Tenía ovario poliquístico, hasta entonces lo supe.

Me dieron unas pastillas para regularizar el tema hormonal y al mes, a los 26 años quedé embarazada. Hoy con 32 años tengo 3 hijos, dos niñas y un niño. Y sí, no puedo no decirlo son mi máxima felicidad.

Aunque el instinto maternal no fue automático como dicen, eso de que cuando apenas tienes a tu guagua en los brazos sientes chispitas de amor pleno. Después de un tiempo de tener a mi primera hija, unas semanas,  si llegó a mi un amor sublime, como un flash que me abrió los ojos y me hizo ver el mundo de otra manera, verme a mi de otra manera,  descubrir aspectos absolutamente desconocidos sobre mi, como por ejemplo, darme cuenta que soy demasiado parecida a mi mamá, incluso a veces más obsesiva con el rol mom. Muy loco, pero es verdad. De hecho mi papá siempre me dice “Jamás en la vida imaginé que serías mamá y tan buena mamá” yo le digo yo tampoco jajajaj. Pero la cosa es que es que es otra felicidad, una felicidad distinta. No es la única felicidad máxima que puede tener una mujer, es sencillamnete uno de los caminos de la felicidad.

Si bien mis planes cambiaron y estoy 100% feliz con lo que elegí para mi vida, porque tampoco ser mamá es tan drástico como un abandonarlo todo, una idea si  se mantiene. Tras experimentarlo en carne propia, sigo pensando… Ser mamá es rudo, infinitamente exquisito pero rudo. Más cuando uno trata de compatibilizar la familia, con el trabajo, o con el tiempo personal, es como doble el trabajo. Ser mamá junto con los otros roles que elegimos en la vida no es tan simple, con los otros roles que elegimos como personas siendo mujeres, aparte de ser mamá.

 

 

 

Te puede interesar

Cartelera Alapa: Exposición Universo de Matta
Articulos y noticias
14 Compartido
Articulos y noticias
14 Compartido

Cartelera Alapa: Exposición Universo de Matta

Gabriela Morales - 23/10/2017

Se está exhibiendo la muestra "Universo de Matta" Donde se puede apreciar la riqueza y complejo mundo creativo del artista…

Libro del día: Busca que te busca en la granja
Libros
54 Compartido
Libros
54 Compartido

Libro del día: Busca que te busca en la granja

Gabriela Morales - 23/10/2017

Si estás buscando un libro para entretener las tardes de tu pollito te presentamos un ejemplar genial,  creado para la…

Cartelera Alapa: Panoramas patrimoniales de la tribu
Paseos
286 Compartido
Paseos
286 Compartido

Cartelera Alapa: Panoramas patrimoniales de la tribu

Gabriela Morales - 20/10/2017

Porque el descanso es bueno para el cuerpo y el alma, te invitamos a conocer los 5 panoramas destacados del…